domingo, 4 de enero de 2009

Será Mayor Oreja

Al final, después de tantas vueltas –tal y como nos tiene acostumbrados Mariano Rajoy– la cabeza de lista para las europeas recaerá en opción más lógica, en Jaime Mayor Oreja.

Mal lo tienen que ver en Genova 13 para, que después de echar de malos modos a María San Gil, permitir que sea Mayor Oreja quién encabece la lista de las elecciones donde se juega el ser o no ser de Rajoy. Muy mal lo tienen que ver para que Rajoy optase por hablarlo con Mayor Oreja en vez de asistir al debate de los Presupuestos.

Tras la noticia me asaltan varias dudas: ¿Qué discurso oiremos en campaña, el del new PP centrista o el clásico de Mayor Oreja de España y Libertad?. ¿En caso de ganar las elecciones, de quién es el triunfo de Rajoy o del PP de siempre?. ¿Y en el caso de perderlas, de quién es la culpa de Mayor Oreja o del giro centrista de Valencia?.

De todas formas considero que es una gran noticia. Espero que sea al principio del olvido del idus mejicano y que Rajoy empiece a hacer la oposición que Zapatero se merece, contundente, sin contemplaciones y sin fiarse ni un pelo del presidente embustero.

Actualización:

A Santiago Abascal le parece una buena noticia, y no lo dice un cualquiera.

13 comentarios:

  1. Anónimo5/1/09 00:07

    Fenomenal. Por fin alguien que reivindica la "extraordinaria placidez" del Franquismo frente al sindiós zapateril. Gran decisión de don Mariano!

    ResponderEliminar
  2. Anónimo5/1/09 01:28

    Esto puede ser un arma de doble filo.

    Muchos auguran un batacazo monumental en las gallegas y vascas por parte del PP que pondrían a Rajoy en la puerta de salida (a su casa).

    Pero, aun así, y por muy malos que fueran los resultados, no podrían cambiar de caballo (líder) a mitad de carrera, es decir, a junio llega seguro y, paradójicamente, las europeas pueden ser su tabla de salvación.

    En éstas últimas Rajoy tiene todas las de ganar por el gran favor que le ha hecho Jaime Mayor aceptando el regalo envenenado, y muchos le criticarán por aceptar ese ofrecimiento, en vez de imitar a San Gil o a Zaplana poniendo tierra de por medio hasta que el discurso vuelva a ser el liberal y patriótico de la legislatura pasada.

    Y es que si Jaime Mayor cosecha unos resultados desastrosos como consecuencia del viraje marianista, es decir, si los electores dan la patada a Rajoy en el culo de Mayor Oreja, Rajoy atribuirá única y exclusivamente el mal resultado al candidato, al cabeza de cartel, a ese "último aznarista" que quedaba por liquida, y así salvarse de la quema. Esto sería si hubiera una gran abstención. Peor defensa sería que los malos resultados se produjeran por un trasvase a hacia Sosa Wagner (o sea, UPyD), entonces, Rajoy tendría más complicado echar las culpas a Mayor Oreja, ya que si los votos van hacia la opción de Rosa Díez, la cuestión no es el candidato, sino el cambio de discurso, y que electorado popular anti-nacionalista se ha refugiado en esa opción, aunque muchos no irán por sus posiciones respecto a temas como el aborto, educación para la ciudadanía, etc. donde UPyD no es tan liberal-conservadora, sino más bien socialdemócrata.

    La otra opción es que el electorado popular castigue a Rajoy en Galicia con su Núñez Feijoo (marianista confeso) y en el País vasco con Basagoiti (el recambio de la denostada María San Gil), pero en las europeas quieran mostrar que están con Mayor Oreja, y que al no ser el candidato Rajoy, sigan brindando un apoyo inquebrantable a quien les gustaría que hubiera sido el elegido por Aznar, o sea, Jaime Mayor. Pero el éxito arrollador que pudiera ser cosechado por Mayor Oreja sería rentabilizado, con maquinaria mediática mediante, por Rajoy como triunfo suyo, diciendo no haber cambiado de dicurso, aunque lo haya hecho y lo siga haciendo, y le sirva de parapeto Jaime Mayor, es decir, que acabe utilizando, cosa que no le perdonarían muchos, pero tampoco se la perdonaría a Mayor Oreja por dejarse utilizar y aceptar tal ofrecimiento.

    Lo único probable es que en Junio, a las puertas del verano, y ante una convocatoria electoral de poca enjundia como la de votar a la burocracia europea de la que poco se sabe, la abstención será muy elevada, y poco más.

    Otra cosa es que, a la luz de las encuestas, Rajoy se haya dado cuenta del mal camino que estaba cogiendo de la mano de Arriola y otros asesores áulicos, y vuelva a la senda que muchos le han reclamado. Aunque así fuera, creen que después de dos derrotas, está muy tocado, y el haber cambiado de criterio nada más perder las elecciones, tras el periplo mexicano, le convierte en un veleta, lo que puede ser interpretado como oportunismo políticos. Por eso muchos consideran que están en la prórrroga o quizá en los penaltis, en un intento de intentar evitar la división del partido entre, por ejemplo, gallardonistas y aguirristas, a los que sólo alguien como Rato quizá podría aglutinar. Pero pocos creen en sus posibilidades para 2012, porque en caso de repetir, y volver a fracasar, pasaría a la historia de tal forma que se habría cavado su propia tumba.

    Pero veremos qué pasa. Aunque la elección de Mayor Oreja es un arma de doble filo que ya veremos en qué acaba.

    ResponderEliminar
  3. Pura estrategia. Rajoy sabe que va a perder las europeas, por eso pone a Jamie Mayor, para que no se salpique así a los nuevos del PP. Si tanto cambio quería que tenga huevos y lleve a Moragas o a alguno de estos de número 1. Pero claro, la derrota con Jaime Mayor será mucho más comedida y además le puede servir para afianzarse... Lo menos malo entre las diferentes opciones.

    Saludos

    ResponderEliminar
  4. bonita manera de alejar a Mayor. Y, de paso, si pierde, que lo escabechen a él.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  5. Anónimo5/1/09 15:15

    Dicen que lo ha escogido para frenar el subidón experimentado por Rosa Díez, que en todas las encuestas, le hacía sombra, razón por la que ni siquiera ha esperado a que terminasen las fechas navideñas con el fin de dar un golpe de efecto de los que tanto le gustaría saber utilizar, pero que en él jamás surten efecto.

    Las encuestas siguen produciéndose (La Razón), y no sólo sigue dándole como perdedor, sino que la distancia sería de diez escaños como mínimo, con incremento de UPyD, y mientras, se valora peor la oposición realizada por Rajoy que el gobierno gestionado por ZP, a pesar de ser éste el que están en el gobierno con una crisis de caballo.

    Las gallegas, con su niño, y las vascas, con el recambio forzado, pueden costarle muy caro, unas por ser su tierra, y no obtener la mayoría absoluta, y quedar muy por debajo de ésta, cuando siempre había sido feudo popular pueden hacerle mucho pupa a Mariano, y las vascas después del comportamiento genovés para con San Gil, también pueden ser un calvario insufrible para alguien tan inseguro y carente de autoestima como Rajoy.

    Si en las europeas hubiera puesto a Gallardón, en consonancia con el discurso acual tras Valencia, podría verse hasta qué punto llega la hecatombe (o no, si tuviera buen resultado), pero las europeas pueden ser su tabla de salvación: si la gente se ilusiona con Jaime Mayor, y creen que el descontento con Rajoy no es motivo para dejar en la estacada a Mayor Oreja, votarán a éste último, y ante un resultado espectacular, saldría Mariano ha rentabilizarlo atribuyéndose todos los méritos, lo que le permitiría afianzarse y seguir sin problemas. Si, por el contrario, el electorado estuvieran tan asqueado que optara por abstenerse, o lo más peligroso, optar por UPyD, obviando que la cabeza de cartel sea Mayor Oreja, Rajoy intentaría decir que el único perdedor es el candidato que se presentaba, y que eso demuestra que si él no ilusiona, la línea "dura" de Jaime Mayor, todavía menos.

    Muy difícil camino.

    ResponderEliminar
  6. Anónimo5/1/09 15:18

    Todos sabíamos del poco aprecio que se profesan el locutor de La Mañana y el alcalde de Madrid, pero... esto:

    www.libertaddigital.com/sociedad/la-jefa-de-prensa-de-rajoy-demanda-a-un-colaborador-de-ld-por-un-presunto-delito-de-injurias-1276347351/

    ¿A qué viene? ¿alguien puede explicármelo? Gracias.

    ResponderEliminar
  7. Es complicado saber quién tendrá la culpa en caso de ganar o perder, pero creo que es la mejor opción que podía haber escogido Rajoy, sobre todo porque muchos admiramos a Mayor Oreja.

    Saludos

    ResponderEliminar
  8. Veo que me te has unido a mi lista de seguidores y te lo agradezco. Te agrego a mis enlaces.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  9. Anónimo8/1/09 16:16

    Como siempre excelente el artículo de Santi Abascal. Mayor Oreja el regalo de Reyes, pero ¿no será un regalo envenenado que utiliza como escudo Mariano para protegerse ante el huracán Díez?

    Ya ha dicho El economista que Mariano se ha reunido con Rato en el ya famoso Zalacaín para decirle textualmente: "pasa lo que pase, yo no pienso marcharme", intentando parar los pies a sus posibles adversarios que, según encuestas de El Mundo, la mayor parte de ellos le hacen sombra, lo que acompleja a un inseguro Rajoy, carente de autoestima, que no es capaz de rodearse de personalidades mejores que él. Dice que aunque quedan tres años para las generales, echando balones fuera y dando a entender que las europeas, vascas y gallegas, por lo que pudiera pasar, no van con él, y sigue aferrado a su poltrona sin intención alguna de marcharse, intentando como puede sortear todo, incluso el fichaje de San Gil por la FAES de Aznar, mientras Rajoy sigue costeando los consejos y asesoramientos de la pareja Arriolobos, o sea, el matrimonio ceaucescu como le conocían en tierras malagueñas.

    Y si no, echando mano de Carmen , la famosa Carmen (Martínez de Castro), a quien siempre recurre Rajoy para salir de los pésimos tragos, su jefa de prensa, la misma que pide indemnizaciones y condenas para un periodista liberal como Víctor Gago, pero que no dijo ni mu cuando el presidente de la FEMP llamó tontos de los cojones a sus votantes o cuando lo hizo la recientemente premiada Maruja Torres.

    Aun así, Abascal consigue despertarnos un poco de ilusión por lo que supone y significa un político de la talla intelectual, pero sobre todo, de la calidad personal y humana, y comprometida de Jaime Mayor Oreja.

    ResponderEliminar
  10. Anónimo8/1/09 16:17

    Perdón, creo que la inefable denunciante y escudera de Mariano, es Carmen Martínez Castro, sin "de".

    ResponderEliminar
  11. Anónimo8/1/09 16:39

    He aquí, tras el preámbulo explicativo, una magnífica décima o espinela sobre la interfecta a cargo del genial Fray Josepho (seudónimo del profesor José Aguilar Jurado):


    "El día de Nochebuena, la jefa de prensa de Mariano Rajoy, Carmen Martínez Castro (la destinataria del famoso "Carmen, por favor", en aquella rueda de prensa de su jefe), interpuso una demanda contra Víctor Gago, colaborador de Libertad Digital, por un supuesto delito de injurias con publicidad. Parece que la ex periodista se lo estuvo pensando desde el 12 de octubre pasado, cuando en una tertulia radiofónica Víctor había dicho que Martínez Castro era la responsable de ciertas filtraciones contra Aznar. A la hipersensible correveidile pepera no le basta con desmentirlo y, con el respaldo de su partido, quiere llevar al banquillo a otro periodista liberal, como ya hizo Gallardón con Federico Jiménez Losantos.

    Vas de Carmen Boquirrota
    a Carmen Quemequerello.
    Hasta Carmen Atropello
    llegas de Carmen Pelota.
    Después de Carmen Gaviota
    te echas a Carmen Mearrastro.
    De Carmen Politicastro
    te vuelves Carmen Rumor.
    Y de Carmen Porfavor
    a Carmen Martínez Castro."

    www.libertaddigital.com/opinion/fray-josepho/carmen-martinez-castro-47154/

    ResponderEliminar
  12. Anónimo8/1/09 17:30

    "LA POLÉMICA SURGIÓ EN BARCELONA
    Gallardón no impedirá que se inserte publicidad ateísta en los autobuses de Madrid"

    El alcalde siempre haciendo amigos. mejor imposible.

    ResponderEliminar
  13. Anónimo8/1/09 17:31

    Pregunta: ¿POR QUÉ MAYOR OREJA GUARDA SILENCIO?

    www.libertaddigital.com/nacional/el-silencio-de-mayor-oreja-sin-comparecencias-a-la-vista-1276347633/

    ResponderEliminar

Puedes opinar lo que quieras, siempre que lo hagas con respeto, pero recuerda que uno es reo de sus palabras y dueño de sus silencios, así que tú mismo. Ah, y yo solo me hago responsable de lo mío, que ya es bastante.