martes, 1 de abril de 2008

Sin sorpresas, Soraya


Después de tanto tiempo Rajoy ha nombrado portavoz en el Congreso a Mariano en los zapatos de Soraya Sáenz de Santamaría, el resto sigue igual, o parecido.

No conozco a Soraya personalmente, seguramente es una chica muy lista, muy estudiada, que sacó muy buenas notas tanto en la carrera como en la oposición de abogado del estado, pero con eso solo no se llega muy lejos. Yo la recuerdo en los debates de la Sexta donde se enfrentaban tres jóvenes parlamentarios del PP contra otros tres de PSOE y contra Mamen Mendizábal. Tuve que dejar de seguirlos porque me hervía la sangre cuando veía como la daba sopas con hondas el “patán” de Antonio Hernando que no tenía ni dos … comentarios.

No sé que tal se bregará contra el dúo de ex-ministros de defensa formado por el político que nunca fue juez, José Antonio Alonso y por el encantado de haberse conocido, Pepe Bono. Este último hará el paripé con los nacionalistas pero a quién segará la hierba bajo los pies será al PP. El sectarismo de estos dos personajes nos hacen presagiar una legislatura mucho más bronca por parte del gobierno que la anterior y no creo que Soraya sea la persona más adecuada para ponerles freno. En fin, tiempo al tiempo.

Como soy hombre prudente, me espero lo mejor pero me preparo para lo peor. Mi esperanza está en llevarme una sorpresa igual a la que me llevé con Eduardo Zaplana en la anterior legislatura (otro día escribiré sobre él), no daba dos duros por su portavocía y ha resultado ser el sostén del Partido Popular en los momentos más difíciles, por eso la no-España le odia tanto.

4 comentarios:

  1. Quizá a Soraya le falte algo de experiencia, pero creo que es una cara nueva y algo que le hacía falta al PP., Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Veremos. Espero que funcione, falta nos hace.

    ResponderEliminar
  3. Hola Jorge:

    Disculpa mi estado de excepción, pero ante unas elecciones se me acumula el trabajo.

    Discrepo honradamente de tus pronósticos. Eres justo cuando alabas a Zaplana, ha sido un lujo poder contar con él en época convulsa. Pero más cierto es que existe un discurso para cada tiempo, y ahora conviene cambiar para llegar más y mejor a una ciudadanía que reclama tranquilidad.

    En mi bloc hablo del fenómeno PP en Catalunya y cómo ha sido clave en el resultado electoral. Los números hablan por si solos y nos equivocaremos si no contemplamos una vía diferenciada, que no diferente, en función del escenario en el que te vas a desenvolver.

    Así que desde Catalunya pedimos cierta autonomía para no sólo ser responsables de lo que hacemos mal, sino de lo que también hacemos bien.

    Un cordial saludo.

    Lluís Tejedor

    ResponderEliminar
  4. Lluís:
    Lo que defiendes es parecido a lo que tuvísteis con Piqué y mi ra como fue.
    La autonomía no debe ser cambiar el centralismo madrileño por centralismo barcelones, sino que los militantes, todos los militantes, tengamos más poder de decisión.
    En los próximos días iré desgranando estas ideas.
    Un saludo.

    ResponderEliminar

Puedes opinar lo que quieras, siempre que lo hagas con respeto, pero recuerda que uno es reo de sus palabras y dueño de sus silencios, así que tú mismo. Ah, y yo solo me hago responsable de lo mío, que ya es bastante.